• Jean Garrido

Hay frutas que pueden empeorar la salud de personas con insuficiencia renal



A pesar de que normalmente las frutas aportan vitaminas y favorecen a al ser humano, algunas de estas pueden complicar la salud de las personas con insuficiencia renal previa. En el caso del coco, contiene una gran cantidad de minerales, como potasio, hierro; vitaminas, como el ácido fólico y del complejo B que ayudan a mantener la salud, y fortalecen el sistema inmunológico, sin embargo, el agua de éste aunque para personas sanas fortalece los riñones si la consume una persona con una condición previa de insuficiencia renal puede llegar a ser mortal.


El nefrólogo internista, Domingo Martínez, informó que el agua es más saludable para los riñones que el coco en el paciente renal. Sin embargo, puntualizó que por su propiedad rica en minerales y baja en azucares. Los pacientes con daño renal presentan dificultades para la eliminación del potasio. Dijo que el coco aporta grandes cantidades de minerales como potasio, provocando complicaciones graves como arritmias, y bloqueos cardiacos.


“Pacientes con insuficiencia renal no deben de superar aproximadamente 80 miligramos de potasio, siendo 100 CC de agua de coco un estimado de 300 miligramos de potasio”, precisó. Otra fruta muy utilizada para hacer jugos y que también afecta negativamente a las personas con esta condición es la carambola.


El doctor afirmó que consumir esta fruta hace daño en el cerebro, permitiendo el desarrollo de complicaciones como insuficiencia renal y daño en las neuronas.


“Se conoce que las sales de oxalato causan daño renal por la precipitación de estas sustancias en una parte de los riñones, lo cual provoca obstrucción al flujo de la orina”, indicó Martínez. El nefrólogo explicó que no se ha recomendado el volumen máximo de consumo del jugo de carambola o del consumo de la fruta, sin embargo, la literatura científica reporta casos de ayunos donde el individuo desarrolló nefropatía después de consumir 300 mililitro de jugo concentrado de esta fruta.


El especialista destacó que esas sustancias pueden ocasionar insuficiencia renal aguda en personas con una función renal normal, de modo que si se logra el diagnóstico oportuno y temprano se pueden revertir los daños.


En cambio, si persisten por largo tiempo pueden pasar a crónicos, ya que las cantidades de sales de oxalato pueden estar presentes en la fruta estrella entre 80 y 730 mg/dL. Hasta el momento no se ha logrado determinar la cantidad exacta de carambola se puede consumir con seguridad, pero que quienes la consumen deben conocer su funcional renal.


Dentro de los factores de riesgo que pueden producir una intoxicación por ingesta de carambola, está el consumo de la misma en períodos de ayunos, así como la deshidratación, el consumo de una gran cantidad de jugo y una función renal pobre.


Finalmente, el doctor enfatizó que si un paciente con enfermedad renal crónica consume de la fruta de estrella el cuadro clínico puede oscilar, entre hipo, confusión, pudiendo llegar a causarle un coma o la muerte.

Publicidad