JBavaro Banner 728x90

Higüey-Nisibón, una ruta adornada por las coloridas casas victorianas

Escrito por Martín Sánchez msanchez@editorabavaro.com.

Higüey-Nisibón, una ruta adornada por las coloridas casas victorianas

Vista Alegre, Higüey. En el trayecto de 43 kilómetros que recorren los residentes y turistas desde el municipio cabecera hasta el Distrito Municipal de Las Lagunas de Nisibón, se pueden apreciar las hermosas casas victorianas levantadas con un estilo arquitectónico que  refleja la idiosincrasia y cultura del pueblo dominicano.

Es un estilo que ha sobrevivido al auge del urbanismo. Tablas de maderas, arcos triangulares y anexos, junto a hermosos patios cubiertos de pastos y una letrina en esquina, son parte de la apreciación que se llevan los transeúntes. Si en el hogar son creyentes, se puede encontrar una cruz acorralada de piedra.

En  el interior, se pueden observar: en la sala,  una televisión sobre una mesa frente a los muebles o mecedoras. Al lado de la sala, está el anexo, el cual se divide en la cocina y un dormitorio. En las puertas colocan ramas de sábilas, ya que persiste la creencia que esta planta protege el hogar de espíritus inmundos.

Los aposentos suelen ser grandes, con dos y tres camas. Estos, en la mayoría, tienen una mesa en la esquina, donde colocan varios cuadros con los “seres”, como símbolo devocional de la fe católica. El agua que cae sobre el zinc llega hasta un tanque a través de un caño, para ser aprovechada con los quehaceres.

Los baños con duchas y espejos son sustituidos por  letrinas hechas con cajones de madera. Hay anécdotas que cuando las personas se sientan suelen aparecer cucarachas y grillos a interrumpirle el momento.

En los pueblos donde hay que echar una vista obligada a estas reliquias del campo dominicano son La Cruz del Isleño,  El Bonao, Vista Alegre, Villa Pión, Pueblo Nuevo, entre otros. Sin embargo, con el paso de los años, algunas casas victorianas han sido demolidas y sustituidas por construcciones de concreto.

Ángel Emilio Pión Santana tiene sus 64 años residiendo en la comunidad de Vista Alegre, y manifiesta que algunas han sido demolidas porque son frágiles ante huracanes.  Cuando los propietarios emigran hacia otros lugares las dejan abandonadas o las venden a personas; quienes, a su vez, la convierten en comercios.

Este humilde estilo, característico del campo, inició en el país mucho antes de la era de Trujillo. Es un modelo que proviene de Inglaterra, honor a la Reina Victoria, de ahí su nombre.

En algunas provincias,  como Azua y Puerto Plata hay normas para que estas construcciones se mantengan. En Samaná, la imagen de la provincia está basada en estas construcciones.