JBavaro Banner 728x90

La araña Viuda Negra no representa ningún peligro para la población

Escrito por Fausto Adames fadames@editorabavaro.com.

El veneno de este insecto podría provocar dificultades en pacientes renales y con afecciones cardíacas

Verón. Con mucha sorpresa, residentes de las comunidades de Verón han reportado la presencia de la araña llamada la Viuda Negra en los patios y solares de este distrito, cuyo veneno, no es letal como otras especies localizadas en otras zonas del mundo.

No obstante, dos de los más destacados expertos en el estudio de estos arácnidos aseguraron que esta especie es poco agresiva y no representa ningún peligro para las personas, ni mucho menos para la comunidad turística.

Los expertos recomendaron a la población que simplemente no molesten esta araña, que sólo ataca si se ve en una situación de peligro y de igual forma alertaron que en caso de ser picados por ella asistan a la Unidad de Atención Primaria más cercana para recibir atención médica.

Wendy Guerrero, residente del sector de Samaritano II, encontró una araña de esta especie, la cual presentó a este medio para alertar a la población sobre su presencia en el Distrito Municipal.

Guerrero reveló que encontró en el patio de su casa un ejemplar de Viuda Negra, cerca de la puerta, en la entrada, en un espacio donde no se moviliza nadie.

Hizo un llamado a la población, para que tanto los ciudadanos como a las autoridades conozcan que hay una gran presencia de la araña en Higüey, de acuerdo con las informaciones que ha ido recabando, después de que encontrara esa araña en su casa.

LOS EXPERTOS

No obstante, según Gabriel de los Santos, encargado de la División Zoológica del Departamento de Investigación y Conservación del Museo de Historia Natural, hasta donde tiene conocimiento la Viuda Negra fue reportada en el país en el 1948 por la aracnóloga estadounidense Elizabeth Bryant.

“Desde ese momento, se hizo un registro de la especie, junto con la Viuda Marrón, ambas del género Latrodectus. A la fecha está distribuida en casi todo el país y se ha podido ver en las áreas visitadas por los expertos”, dijo.

Advirtió que si bien es cierto, es una especie que representa un tipo de peligro, por su veneno, que es considerado altamente tóxico, los pocos casos que se puedan presentar de accidentes y picaduras de parte de esta araña se deben básicamente a que la misma tiende a defenderse cuando se siente atacada de una manera que no puede escapar.

Wendy Guerreo muestra el ejemplar de Viuda Negra que encontró en el patio de su casa, en el sector de Samaritano II. Este ejemplar fue dejado en el Museo de Historia Natural, como parte de la colección de esa institución.

Indicó que eso es si se presiona contra los zapatos o en una prenda de vestir y se siente presionada, ella pudiera picar para defenderse, pero en la mayoría de los casos, si se le molesta estando ella en su ambiente natural, en su tela de araña o escondida dentro de su casa, tenderá a huir y esconderse.

Indicó que el catálogo mundial de la araña clasifica la especie como oriunda de Estados Unidos e introducida en cualquier otro sitio donde se encuentre. En el país no se tiene una información precisa donde su población es más abundante, pero en casi todos los lugares de diferentes elevaciones se han podido observar ejemplares de esta especie.

Mientras la profesora Ruth Bastardo, directora del Instituto de Investigación Botánica y Zoológica de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), afirmó que la Viuda Negra es una especie que no representa peligro para la población.

Indicó que “todas las veces que hemos encontrado la especie ha sido en los ambientes naturales”. “En años recientes tuvimos la entrega de unos ejemplares que venían de la zona de Higüey, que se encontraban en una casa, cuyos propietarios estaban preocupados por la presencia de las arañas en el sitio”, dijo.

En ese sentido, Bastardo afirmó que informaron a las personas que realmente esas arañas son poco agresivas y la peligrosidad que se podría imaginar que tiene el arácnido por el nombre que tiene y la mala fama, se refiere a que básicamente las hembras de la especie puede matar el macho durante la cópula.

“O sea, que su agresividad, o lo que podría significar un peligro, no es para los seres humanos, sino para la propia especie, y eso es parte de su sistema de reproducción, y no es algo que tenga que ver con los seres humanos”, aclaró.

Especificó que de manera particular no conoce casos de muertes o situaciones de gravedad causados por la Viuda Negra a lo largo de su carrera, y aunque no es su área, puesto que la especialista es entomóloga, y no aracnóloga, realmente no conoce ningún caso en ese sentido, dijo. Indicó que la araña solo pica si se ponen a molestarla y la sacan de su hábitat.

CONTROVERSIA

Sobre cómo estas arañas llegaron al país, la especialista dijo que este es un dato que es difícil de validar, puesto que existe una controversia si la especie es nativa o naturalizada. En caso de que la especie sea naturalizada esta llegó y se instaló en el ecosistema y convive con el resto de las especies.

Precisó que este es un animal que no se involucra demasiado con los humanos y la presencia de esta araña cerca o en las casas, se debe básicamente a la ocupación que hacen las personas de los hábitats de flora y la fauna del entorno, urbanizando áreas que eran parte de ecosistemas naturales.

Recomendó a la población, sobre todo, a los residentes de la provincia La Altagracia, retirarla de las casas, pero que no hagan fumigaciones para eliminar la araña, porque junto con esta se extingue parte de la fauna nativa del país.

“No se puede proceder de manera agresiva contra la fauna de arañas, sino tener un poco de precaución y ser conservador en lo que se pretende hacer con el hábitat que está alrededor de las casas, porque hace falta más conocimiento biológico al respecto para uno hablar de eliminaciones y de tomar medidas drásticas al respecto”, dijo Bastardo.

LATRODECTISMO

Las especies Latrodectus mactans y Latrodectus geometricus, conocidas como Viuda Negra y Viuda Marrón, respectivamente, han sido registradas en varias ocasiones en La Hispaniola.

El primero de estos registros fue realizado por la aracnóloga norteamericana Elizabeth Bryant en 1948. El impacto de estas arañas sobre la salud del pueblo dominicano aún no se ha determinado.

De acuerdo con los datos aportados por Gabriel de Los Santos, Latrodectismo es el término utilizado para la sintomatología que presentan las víctimas de picaduras por parte de las arañas del género Latrodectus (Viuda Negra y Viuda Marrón). Esta sintomatología tarda de 30 a 60 minutos en expresarse y puede variar desde una leve reacción cutánea en el área afectada, vómitos y náuseas, hasta una afección neurológica, cardiovascular y respiratoria; llegando a reportarse la muerte en algunos casos (menos del 1%). Los niños y los ancianos son los grupos de población más vulnerables a las picaduras de estas arañas.

De las dos especies presentes en la República Dominicana, la que representa un mayor peligro es la Viuda Negra, ya que posee un veneno considerado altamente tóxico. Este veneno es unas 15 veces más potente (por peso) que el de una víbora cascabel.

El veneno de la Viuda Marrón, en cambio, es considerado de baja toxicidad, sin que todavía quede claro si esto se debe a la cantidad inoculada o a la reducida capacidad tóxica de este; a pesar de esto, sigue teniendo importancia médica.

Es importante saber que estas arañas no atacan a las personas, siendo su picadura casi siempre accidental al ser presionadas contra la piel humana al momento de sentarnos o recostarnos contra una superficie donde ellas se encuentren.

Gabriel de los Santos, encargado de la División Zoológica del departamento de Investigación, Conservación del Museo de Historia Natural.