JBavaro Banner 728x90

Bienes Nacionales y Alcaldía de La Romana rescatan espacios públicos

Escrito por Edgar Moreta Solano emoreta@editorabavaro.com.

Empleado del Ayuntamiento Municipal Intentando quitar uLa Romana. Durante la pasada semana, Bienes Nacionales y el Ayuntamiento Municipal de La Romana realizaron operativos conjuntos para desocupar las áreas verdes de esta localidad.

Esta problemática se viene dando con frecuencia en este pueblo de La Romana, donde muchas personas incurren en esta práctica de invadir las áreas verdes y hasta los espacios que están destinados como calles, bajo el pretexto que son “padres de familia”. Ambas entidades instaron a todas las personas que están infringiendo la ley a que desocupen las áreas  verdes.

Este operativo inició en el barrio George, donde las autoridades hicieron acto de presencia para regular esa situación. Durante la jornada aparecieron personas con una actitud desafiante, por no estar de acuerdo con la medida de ser retirados de allí.

El encargado de Planeamiento Urbano del Ayuntamiento de La Romana, Alcides Gerardo, explicó que la Alcaldía no se opone a que las personas se ganen la vida con un negocio informal, pero que deben devolver los espacios que pertenecen a la urbanidad.

“Nosotros no queremos atropellar a nadie. Podemos permitir que las personas que tienen su carrito de vender comida, vengan y lo traigan, pero que se lo lleven cuando terminen. Lo que no permitimos es que construyan aquí”, subrayó Gerardo.

Dijo que repudia algunas acciones de ciudadanos que han reaccionado agresivamente en contra de los policías y representantes de la Alcaldía. “Nadie se opone a que trabajen. Si usted acata tranquilamente las reglas, podemos ayudarlo y decirle cómo trabajar. Pero no toleramos que vengan a insultarnos y difamarnos”, indica el funcionario municipal.

En dicho operativo varios nacionales haitianos vociferaban palabras obscenas a las autoridades. Esta jornada se estará realizando en todos los lugares donde se registren irregularidades de cualquier índole, para así evitar que se arrabalize la ciudad.