JBavaro Banner 728x90

Pugna política enfrenta grupos por control administrativo de escuela en La Ceiba

Escrito por Fausto Adames fadames@editorabavaro.com.

Pugna política enfrenta a dos grupos por el control administrativo de escuela en La CeibaLa Ceiba. Una disputa política entablada por dos reconocidos dirigentes del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) de esta comunidad, está afectando el desenvolvimiento de la Escuela Trina Moya de Vásquez, que ofrece docencia a 835 estudiantes de varias zonas del distrito turístico Verón-Punta Cana.

De acuerdo con informaciones ofrecidas al BávaroNews por representantes políticos y actuales empleados de dicha escuela, esta pugna está enfrentando a los seguidores del dirigente político y actual director de la escuela, Delmi Mercedes, y a la dirigente Esperanza Herrera (Mirta), regidora de esta localidad ante la Junta Municipal de Verón-Punta Cana.

Según los líderes políticos y trabajadores de la escuela, la regidora Mirta Herrera estaría presionando a los altos dirigentes del PLD en la zona, entre estos al diputado por la provincia La Altagracia, Juan Julio Campos Ventura, para quedarse con la dirección de la escuela y colocar a sus seguidores, sin estar académicamente calificada para ocupar ese puesto.

Estos son algunos de los empleados de la escuela.Este medio pudo contactar al director del plantel escolar, Delmi Mercedes, quien no quiso abundar sobre el tema por tratarse de un “asunto político”. Mercedes sólo se limitó a responder “que está trabajando para lograr la mejor gestión humana de la escuela”, y aseguró que “nunca ha querido mezclar su militancia política con sus labores propias de docente y de director de un plantel escolar”. 

Al respecto, Esperanza Herrera informó que “me salieron con eso y lo que hice fue quedarme asombrada”. Afirmó que “cinco meses antes de que la Escuela de La Ceiba fuera entregada, Pedro de Los Santos, director regional de Educación, se acercó a mí para pedirme 21 personas, con el fin de que este grupo trabajara en la escuela”.

Indicó que ella buscó esas 21 personas, pero asegura que Delmi Mercedes metió su gente también, y entonces ella decidió dejar las cosas así. Indicó que recibió una llamada del diputado Juan Julio Campos Ventura, para que buscara 7 personas, para ponerlos a trabajar en la escuela. “Y yo se las mandé y ahora me salieron con ese disparate, y eso es lo único que yo he hecho”, sentenció.

Los denunciantes de la situación advirtieron que esta problemática está afectando a unos 17 empleados, entre conserjes, serenos, porteros y demás trabajadores, y que la misma atenta contra el normal desempeño del año escolar de 835 estudiantes.

Protesta

Elisa Basora Peña, conserje de la Escuela Trina Moya de Vásquez, fue una de los conserje que aseguró que en la comunidad se rumora que quieren sacar al equipo de trabajadores administrativos que hay en la escuela en estos momentos, para meter a los de otro equipo político.

Mientras que la conserje, Noemí Ruiz, advirtió que esta disputa política podría afectar mucho las actividades docentes y administrativa de la escuela. Basora Peña advirtió que si se llegara a producir eso que se está afirmando, sería una gran injusticia, porque tanto la regidora Esperanza Herrera, como todos los que están detrás de esos rumores malsanos, lo que están buscando “es que se arme una desgracia”.

La conserje señaló a Mirta Herrera, como la persona “que está haciendo las gestiones para que saquen al grupo de trabajadores que labora en la Escuela”. Añadió que “ella es la que está haciendo esas gestiones, y ha llamado a unos cuantos directores en Santo Domingo y hemos escuchado esos comentarios”.

Dijo que “no es verdad que nosotros, que hemos hecho todo el trabajo desde el principio, y ahora que tenemos todo organizado y que tenemos en funcionamiento un sistema de trabajo para todo lo que se necesita en este enorme plantel, no es cierto que nosotros vamos a salir así por así de aquí”, dijo.

Advirtió que a esas personas que están detrás de esos rumores malsanos, les cabría una demanda por daños y perjuicios, “porque sería un abuso, y ya nosotros lo que queremos es que nos paguen el dinero que nos deben”.

La conserje se quejó de que tiene seis meses sin cobrar, por lo que dijo que ya está bueno de tanto abuso que están cometiendo las autoridades de Educación.

Indicó que esta situación está afectando a unas 17 personas entre conserjes, serenos y porteros, “que queremos que nos paguen los seis meses que nos deben, porque ya está bueno, y si no nos pagan le vamos a hacer un paro”.

Aseguró que ellos comenzaron a laborar en la Escuela desde el 2 de septiembre. Es decir, que el pasado 2 de febrero cumplieron 6 meses trabajando sin cobrar 

Sostuvo que el acuerdo en que llegaron con las autoridades para comenzar a trabajar allí fue que “a nosotros nos dijeron que los nombramientos iban a durar dos meses para hacerse efectivos, y ya van por 6”.

Afirmó que las autoridades que los reclutaron fueron los directores de la regional de Educación, quienes les pidieron traer sus hojas curriculares, y cada uno fue aprobado para trabajar allí. Por tanto, Basora Peña exigió a las autoridades de Educación que les paguen los seis meses que les deben, y advirtió que “si nos sacan de aquí para poner otro personal habrá problemas”.

Esperanza Herrera (Mirta), regidora de la Junta Municipal.La conserje Noemí Ruiz fue otra que se quejó de la situación que atraviesan los trabajadores del plantel. Según Ruiz ella también tiene 6 meses sin cobrar. Ruiz advirtió que la regidora Mirta Herrera les quiere quitar también el trabajo. “Esa señora quiere ahora dañar lo que nosotras con tanto esfuerzo hemos hecho, porque todo lo que se ve arreglado dentro del plantel se ha hecho por el sacrificio que nosotras las conserjes hemos hecho”, alertó.

Sostuvo que “no es de ahora que esa señora quiere sacarnos y está luchando por ser directora de la escuela. Pero ella no estudió para eso, sino para ser regidora, y no puede venir a hacer lo que no debe, y a querer envidiar el trabajo del director, Delmi Mercedes”.

Señala que “no estamos para envidiar el trabajo del otro, sino para hacer lo que Dios nos puso en nuestras manos”. Indicó que esos cursos están organizados, limpios, higiénicos y bien cuidados, porque ellos, pasando hambre y una gran cantidad de sacrificios, pudieron trabajar para organizar esa escuela.

“Ahora, que ya prácticamente el trabajo duro está realizado, vienen otros dirigentes a querer sacarnos para trabajar aquí, y para ellos cogerlo suave, y nosotros pelándonos para que otros chupen”, advirtió.

Asegura que tienen necesidad del dinero que se han ganado “con el sudor de nuestras frentes, porque tenemos hijos, pagamos alquileres y estamos trabajando porque en verdad necesitamos el empleo”. Ruiz exigió a las autoridades del PLD y del Ministerio de Educación que intervengan con justicia con relación a este caso.

Agregó que las autoridades del Minerd han tardado demasiado para pagarles, y no les dicen ni una cosa, ni otra, “sino ahora venir a alimentar el rumor de que nos van a sacar de aquí, con tantos meses trabajando y sin pagarnos ni un chele”.

Gerardo García Jaime

De su lado, Gerardo García Jaime, mayordomo del plantel, advirtió que la situación se ha empeorado, porque en la comunidad se especula que están recogiendo más papeles “para nombrar a nuevas personas en esta escuela y que probablemente nos sustituirán”.

Sin embargo, considera que en ningún momento esto puede ocurrir, “porque ya tenemos 6 meses trabajando sin cobrar un peso”, dijo. García Jaime reveló que “según los comentarios hechos por la propia señora Mirta fue Juan Julio Campos Ventura quien le encargó recoger unos documentos para depositarlos a nombre de esa escuela”.

Destacó que todas las personas que están trabajando ahora mismo en la escuela con Delmi Mercedes son individuos reconocidos como peledeístas, que han votado y han asumido un trabajo encomiable para la comunidad, y que inclusive son los mismos que sufragaron para poner a la señora Mirta Herrera en el cargo en que está.